BERLIN

Una ciudad que no me cansaría nunca de fotografiar. Ir por la calle es no parar de disparar. Y es que tiene una luz fría y acogedora, que hay que aprovechar, porque en invierno anochece bien pronto.

Nos gusta Berlín. Por sus grandes avenidas, las tartas del St Oberholz, el arte callejero en cada esquina, las hamburguesas del White Trash, sus tiendas de discos, los conciertos del Bassy, sus escaparates, las farolas forradas de pegatinas y carteles, sus bonitos trenes, sus niños con mirada altiva, los cafés, las cervezas, los paseos, sus mercadillos, el nidito del Circus Hotel, sus photoautomat, sus aceras y calles empedradas, su silencio...


Y claro, por todo lo que no hemos visto, que seguro que nos hubiera gustado, pero un fin de semana, aunque da para mucho, se hace corto en esta ciudad con tanto encanto.

Más fotos de Rai en Berlín en esta carpeta de su flickr.

Todas las fotografías publicadas en este blog son propiedad de Rai Robledo
www.rairobledo.com